¿Qué es la Kundalini?

1. ¿Qué son los sistemas energéticos sutiles en el cuerpo?

El universo se mantiene por la mera presencia de Dios. Según el Camino de la Kunḍalinī, la energía de Dios que se usa en el funcionamiento del universo (es decir, creación, sostén y destrucción) es la Chaitanya (Consciencia Divina). Con relación a una persona, esta Chaitanya se conoce como chetanaa y es esa parte de la energía de Dios requerida para el funcionamiento de un ser humano.

Esta chetanaa es de dos tipos y, dependiendo de su grado de actividad, tiene dos nombres diferentes.

  • Chetanaa activa – también conocida como prana-shakti o energía vital. La energía vital o prana-shakti  mantiene y da energía al cuerpo físico, la mente, el intelecto y el ego sutil. Se distribuye a través de canales sutiles conocidos como nadis. Estos nadis están extendidos por todo el cuerpo y proveen de energía a las células, nervios, arterias, sistema linfático, etc.  Consultar el artículo – ¿De qué estamos compuestos?
  • Chetanaa inactiva – también  conocida como kundalini. Esta kundalini yace durmiente en una persona hasta que se activa según los métodos descritos más abajo.

El diagrama inferior muestra la distribución del total de energía sutil entre la energía vital y la Kunḍalinī para el crecimiento espiritual.

1_kundalini-energy-how-what-used-for

2. ¿Para qué se usa la kundalini?

La kundalini o chetanaa inactiva se utiliza principalmente para el crecimiento espiritual. No se usa para las funciones corporales diarias ni toma parte en ellas.

3. ¿Cómo se activa la Kunḍalinī?

La kundalini se activa mediante la práctica espiritual o una transferencia espiritual de energía.

3.1 Activación de la kundalini mediante la práctica espiritual

Aquí se incluyen prácticas que forman parte de caminos espirituales genéricos hacia Dios, tales como el  Camino de la Acción (Karmayoga), el Camino de la Devoción, el Camino del Rigor Deliberado (Hathayoga) y el Camino de la gracia del Gurú (Gurukrupaayoga). Las prácticas en el Camino de Hathayoga incluyen el celibato, pranayama (ejercicios respiratorios), ejercicios yóguicos y otras prácticas espirituales.

Algunas personas intentan forzar la activación de la kundalini mediante esfuerzos a través del Camino del Rigor Deliberado (Hathayoga). No obstante, esto puede producir efectos perjudiciales. Algunos pueden incluso volverse locos por ello.

3.2 Transferencia de energía o shaktipat

Shaktipatalude a la concesión de energía espiritual de una persona a otra, es decir, principalmente de un Gurú / persona espiritualmente evolucionada a su discípulo. La Shaktipat se puede transmitir con una palabra sagrada o mantra, o a través de una mirada, un pensamiento o el tacto (tocando generalmente el chakra adnyaa o chakra del entrecejodel receptor). Se considera un acto de gracia del Gurú a un discípulo que lo merezca. Ésta transferencia de energía en sí inicia el despertar de la Kunḍalinī.

Tras haber sido despertada, la velocidad a la que se eleva la kundalini depende de los esfuerzos continuados y cada vez mayores del discípulo en la práctica espiritual.

3.3 Método recomendado para despertar y canalizar la kundalini

Cualquiera que sea el camino espiritual, cuando hay crecimiento espiritual se eleva la kundalini. La SSRF recomienda práctica espiritual regular, según los seis principios básicos de la práctica espiritual para ayudar a activar la Kunḍalinī de forma natural. Aquí el principio no manifiesto del Gurú o el Principio de la Enseñanza de Dios mismo activa la  kundalini. Como se activa a través de la gracia del Gurú, automáticamente viaja hacia arriba y transforma al aspirante espiritualmente.

Por otra parte, si se despierta en un aspirante por imposición, como en la shaktipat, es decir, cuando alguien recibe de repente un exceso de energía espiritual, si bien la experiencia es maravillosa y puede ser casi adictiva, sólo un aumento progresivo de práctica espiritual tanto a nivel cuantitativo como cualitativo asegura la continua gracia del Principio Gurú que dirige la kundalini en el camino correcto y fortalece la fe del aspirante.

Para comprenderlo mejor tomemos el ejemplo de una analogía.

  • Emplear los propios esfuerzos en práctica espiritual regular es como trabajar duro y así conseguir amasar una fortuna.

  • Despertar la kundalini por la transferencia directa de energía es como nacer en el seno de una familia multimillonaria en la que el padre provee al hijo con dinero instantáneo.

De los dos ejemplos, haber ganado riqueza (riqueza espiritual) a través del trabajo duro, es siempre una opción más sostenible y segura para un crecimiento futuro.

3.4 Aspectos clave de la kundalini

Del mismo modo que el corazón (órgano) es el centro principal del sistema circulatorio, y el cerebro del sistema nervioso, la energía sutil tiene varios centros  (chakras), canales y vías.

Hay 72,000 canales sutiles (nadis). De estos canales sutiles, los tres principales son:

  • Nadi Sushumna, es decir, el canal central que se extiende desde la base de la columna vertebral hasta la parte superior de la cabeza,

  • Nadi Pinglaao surya (sol), es decir, el canal que corre hacia la derecha del nadi sushumna, y el

  • Idao nadi chandra (luna), es decir, el canal que corre hacia la izquierda del nadi sushumna.

Kundalini Dormant 1

 

La energía vital se transmite por el cuerpo a través del nadi surya (sol) y el nadi chandra (luna) y los otros nadis más pequeños. El flujo de energía vital alterna entre el  nadi surya (sol)y el nadi chandra (luna).

La kundalini es la energía espiritual y generalmente yace durmiente, enroscada en la base del nadi sushumna en la persona promedio. Mediante la práctica espiritual comienza a subir desde la base de la columna vertebral a través del nadi sushumna justo hasta la parte superior de la cabeza. Por el camino, la  kundalini va activando cada uno de los chakras .

Para realizar su viaje ascendente por el nadi sushuma, la Kunḍalinī tiene que abrirse paso a través de una válvula ligera y sutil que encuentra en cada uno de los chakras. Al empujarla, a veces se produce un incremento en la cantidad de energía espiritual del nadi sushumna en ese chakra. No teniendo dónde ir, algunas veces ésta fluye a través de los conductos sutiles que hay alrededor y se convierte en energía vital o  prana-shakti. Durante este periodo de tiempo, la persona en cuestión podría experimentar una actividad aumentada asociada con esa área. Por ejemplo, un aumento en energía vital o  prana-shakti alrededor del área del  chakra del sacro o swaadhisthaan puede producir un aumento del deseo sexual.

Como se ha dicho anteriormente, la Kunḍalinī  se eleva mediante la práctica espiritual independientemente del camino que se siga. Sin embargo, el marco de referencia puede cambiar según cómo se perciba ese Camino hacia Dios. Por ejemplo, cuando la Kunḍalinī atraviese el  anaahat o chakra del corazón:

  • Según el Camino de la Devoción, se dice que el aspirante ha alcanzado el estado de bhav manifiesto, que es un estado de emoción espiritual manifiesta.

  • Sin embargo, con respecto al Camino del Conocimiento, un aspirante comienza a experimentar Chaitanya o Conciencia Divina.

Según un artículo de David T. Eastman publicado en 1985 en el Yoga Journal, algunos de los signos y síntomas más comunes de  una  Kunḍalinī  despierta incluyen:

  • Espasmos involuntarios, temblores o agitación

  • Calor intenso, especialmente se siente cuando pasa la energía a través de los chakras

  • Pranayama, asanas, mudras y bandhas espontáneos.
  • Visiones o sonidos asociados, a veces, a un chakra particular.
  • Sensaciones intensas de placer.
  • Purgas emocionales, en las que emociones particulares se vuelven dominantes por breves periodos de tiempo.

Ref: Kunḍalinī, Wikipedia.org, Sep 2010 Estos efectos se ven más en la  shaktipat como medio de despertar la Kunḍalinī. Los aspirantes que sean serios con referencia a su crecimiento espiritual deben ser conscientes de que aunque estas experiencias parecen muy tangibles y atractivas, se trata sólo de resultados preliminares y experiencias debidas a la transferencia súbita de energía espiritual, y no representan en modo alguno el fin en sí mismo de la práctica espiritual o la sintonización con el propósito de la vida